Costa Rica

El MIRPS en Costa Rica

 

Costa Rica tiene una larga tradición en la concesión de asilo y protección a refugiados y solicitantes de asilo. Sin embargo, su sistema nacional de asilo está bajo presión debido al contexto de desplazamiento en la región, en particular los movimientos transfronterizos desde Nicaragua. El país acoge a unas 102.335 personas que necesitan protección internacional, cifra que representa el 2% de la población total de Costa Rica. De ellas, 92.209 son solicitantes de asilo (en su mayoría nicaragüenses, 79.286) y 9.927 son refugiados registrados. Para hacer frente a la situación, Costa Rica forma parte del MIRPS desde 2017 y ha avanzado en la implementación de sus compromisos nacionales en apoyo a la protección y soluciones para las personas desplazadas. Al mismo tiempo, el apoyo de la comunidad internacional en las áreas de protección, empleo, medios de vida y protección social será necesaria para atender las necesidades de los miles de personas que buscan seguridad en el país.

Áreas de Enfoque del Plan de Acción Nacional

Protección

7 compromisos

Empleos y medios de vida 

2 compromisos

Educación

1 compromiso

Protección Social

12 compromisos

Para leer el Plan de Acción Nacional de Costa Rica, click aquí:

Logros Recientes

Garantizar la protección internacional de un mayor número de solicitantes de asilo

El Gobierno de Costa Rica ha duplicado la tasa global de reconocimiento de refugiados del 21% (2019) al 49% en 2020. Para hacer frente al creciente número de solicitudes de asilo, especialmente de Nicaragua, y para aliviar la presión sobre el sistema de asilo,en 2019 la Unidad de Refugio abrió una oficina regional en la frontera norte. La descentralización de la Unidad de Refugio garantiza el derecho de los solicitantes de asilo a pedir protección internacional, facilita el acceso al sistema nacional de asilo y permite la identificación temprana de las necesidades específicas de protección de esta población.

Protección complementaria concedida a nicaragüenses, venezolanos y cubanos

En 2021 el Gobierno aprobó la creación de una categoría especial de protección temporal complementaria para nicaragüenses, venezolanos y cubanos a los que se les denegó la solicitud de asilo en segunda instancia (Tribunal Administrativo Migratorio). Esta medida protege a estas personas contra la devolución y les proporciona un estatus legal temporal para permanecer en el país y obtener un permiso de trabajo. Esta categoría especial se concede por dos años y puede prorrogarse por otros dos.

Seguro médico para 6.000 solicitantes de asilo y refugiados en situación de vulnerabilidad

En 2020, la Caja de Seguro Social, el organismo rector de los servicios de salud en Costa Rica, firmó un acuerdo con ACNUR para proporcionar un seguro médico a 6.000 solicitantes de asilo y refugiados con vulnerabilidades en salud y necesidades socioeconómicas. Como resultado, los beneficiarios pudieron buscar atención médica básica en los centros de salud locales de todo el país asegurando su derecho a la salud. Este proyecto también ha contribuido a la estrategia de mitigación de COVID-19 en Costa Rica. En 2021, el acuerdo se ha ampliado para incluir a otros 4.000 beneficiarios. A finales de este año, el proyecto habrá llegado a 10.000 personas que necesitan protección internacional.

Acceso de los refugiados a los programas públicos de protección social

El Gobierno concede a los refugiados y solicitantes de asilo acceso a los programas sociales del Estado en igualdad de condiciones que los nacionales. Para identificar a esta población y garantizar el acceso a los programas de asistencia social, el Instituto Mixto de Ayuda Social (IMAS) ha incluido desde 2017 la categoría de Refugiado/solicitante de asilo en su ficha de información social que registra a los posibles beneficiarios y facilita la recogida de datos de los grupos sociales en situación de pobreza y extrema pobreza. En el contexto del COVID-19, estos datos también han contribuido a dirigir los esfuerzos institucionales para ayudar a los refugiados y solicitantes de asilo, agilizar los procesos y evitar la duplicación de las prestaciones.

Mediación laboral para refugiados y solicitantes de asilo

El Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS) ha incluido a los solicitantes de asilo y a los refugiados en los programas de intermediación laboral. A través del programa «Intégrate al Empleo», el Ministerio está promoviendo nuevas alianzas estratégicas con el sector privado y la sociedad civil para fomentar la inclusión de los solicitantes de asilo y los refugiados en el mercado laboral de Costa Rica.

Mirando hacia adelante

Seguir proporcionando a los solicitantes de asilo y a los refugiados acceso a los servicios médicos y apoyar a la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS).

Reforzar la gestión de datos del Gobierno

para la programación social con el fin de garantizar la entrega oportuna de la asistencia humanitaria a las personas de interés en igualdad de condiciones con los nacionales.

Facilitar el reconocimiento y la validación de los títulos

obtenidos por los solicitantes de asilo y los refugiados en su país de origen y promover las oportunidades de formación técnica para aumentar su empleabilidad.

Promover los medios de vida y la integración económica de los refugiados y solicitantes de asilo

mediante el empleo, las oportunidades de emprendimiento y reducir la discriminación durante el proceso de contratación.