México

El MIRPS en México

En años recientes, México ha recibido flujos mixtos cada vez más complejos de personas migrantes y refugiadas de la región. La situación social, política y económica en varios países de la región, las políticas de asilo y migración restrictivas de países vecinos y la ubicación geográfica de México, entre otros factores, han contribuido a un aumento exponencial de solicitudes de la condición de refugiado. Entre los solicitantes hay muchos niños, niñas y adolescentes que huyen con sus familias, pero también un número creciente de NNA no acompañados. México participa en el MIRPS desde 2017 y ha buscado implementar una serie de compromisos para brindar protección y soluciones para estas personas desplazadas forzosas. Sin embargo, se requiere apoyo adicional de la comunidad internacional en relación con compromisos específicos, en particular para fortalecer los servicios públicos en las comunidades de acogida en el sur de México (Chiapas y Tabasco) donde llega la mayoría de los solicitantes de asilo, especialmente en las áreas de salud y educación. Los compromisos del MIRPS se complementan con una serie de promesas realizadas en el Foro Mundial sobre Refugiados.

Áreas de Enfoque del Plan de Acción Nacional

Protección

19 compromisos

Empleos y medios de vida

5 compromisos

Educación

1 compromiso

Protección social

9 compromisos

Salud

4 compromisos

Para leer el Plan de Acción Nacional de México, click aquí:

Logros Recientes

Mayor eficiencia del registro y procesamiento de casos

La Comisión Mexicana de Ayuda al Refugiado (COMAR) ha avanzado en esta área a través de cambios procesales, incluidos formularios simplificados, desarrollados con el apoyo de la Iniciativa de Asilo de Calidad, que facilita el “triage” de casos y el procesamiento diferenciado. Además, se están realizando cambios en el sistema de registro SIRE para mejorar el procesamiento de casos en el sitio y en línea. El programa bajo el cual los solicitantes de asilo son liberados de las estaciones migratorias se ha implementado en más de 23 ciudades, con aproximadamente 20.000 personas beneficiadas desde 2016. La práctica de número de beneficiarios es ahora menor debido a las recientes reformas en la Ley de Migración que han significado que ya no se lleva a las familias con niños a las estaciones migratorias.

Mayor apoyo a los medios de subsistencia y la autosuficiencia

La mesa redonda interinstitucional sobre asilo y protección complementaria (los mecanismos nacionales para la implementación del Plan de Acción MIRPS) ha celebrado sesiones especializadas sobre salud, educación, documentación de identidad e inclusión en el mercado laboral de solicitantes de asilo y refugiados. La coordinación entre los ministerios técnicos y el Ministerio del Interior, la participación de las agencias de la ONU y la sociedad civil aumentaron el compromiso de muchos actores y la colaboración para lograr políticas inclusivas. Además, se está llevando a cabo un compromiso y diálogo continuos con las entidades bancarias para garantizar que los documentos emitidos por la COMAR y el INM se consideren suficientes para fines de identificación y para que los refugiados puedan acceder a los servicios financieros en México.

Asistencia legal

La asesoría legal y el apoyo de la Defensoría Pública Federal (IFDP) ya está disponible para las personas con solicitudes de asilo ante la COMAR. El IFPD ha incrementado el número de personal especializado y también la frecuencia de visitas a las estaciones migratorias para ofrecer sus servicios.

Progresos en la protección de los desplazados internos

El 29 de septiembre la Cámara de Diputados aprobó por unanimidad el proyecto de Ley General de Desplazamiento Forzado Interno y lo pasó a la revisión del Senado. Se han iniciado programas piloto para apoyar a las familias desplazadas internamente.

Programa de integración laboral y reubicación

Desde 2016, 9.885 personas identificadas en el sur del país han sido reubicadas en el centro y el norte, es decir, en ciudades como Saltillo, Guadalajara y Monterrey, y han sido conectadas a oportunidades de empleo, educación pública y apoyo psicosocial. El apoyo de la COMAR y del gobierno local al programa ha permitido a miles de familias disfrutar de oportunidades de subsistencia, lo que ha llevado a la autosuficiencia.

Mayor protección de niños y adolescentes en el contexto de la movilidad humana

En enero de 2021 entraron en vigencia las reformas a diversos artículos de la Ley de Migración y la Ley de Refugiados, Protección Complementaria y Asilo Político en materia de niñez migrante. La implementación de las reformas ayudará a fortalecer el sistema de protección de la niñez, es decir, evitando que, niñas, niños y adolescentes sean retenidos en estaciones migratorias y garantizando que se priorice su interés superior. Además, la Ruta de Atención Integral a la Niñez Migrante (mecanismo de coordinación aprobado en 2019), se implementó a nivel local en varios estados durante 2020, con esfuerzos adicionales en marcha en 2021.

Mirando hacia adelante

Fortalecer la capacidad de la COMAR

para brindar protección, acelerar la expedición de documentos
a las personas y brindar asistencia adecuada para el
proceso de integración.

Facilitar la identificación de niñez con necesidad de protección internacional

Aumentar la capacidad operativa de las autoridades de protección de la niñez, y fortalecer los espacios de cuidados alternativos y albergues para niñas, niños y adolescentes solicitantes, refugiados y sus familias.

Promover la inclusión de niñas, niños y adolescentes solicitantes de asilo y Refugiados en la educación preescolar, primaria y secundaria

(inversión en materiales e infraestructura, especialmente en
comunidades de acogida en el sur de México).

Asegurar el acceso a servicios públicos de salud

A través del marco normativo recién reformado y fortalecer las capacidades de los establecimientos de salud en las comunidades de acogida en el sur de México (inversión en equipamiento, infraestructura).

Fortalecer la capacidad del Servicio Nacional de Empleo para vincular a personas solicitantes de asilo y refugiadas con oportunidades de empleo formal en México

Incluir más personas en programas de capacitación técnica y certificación y asegurar el acceso a servicios financieros a través de la Asociación de Bancos de México.